Barrick Gold invertirá este año US$ 135 millones en Veladero

Locales 27 de mayo de 2019
Marcelo Álvarez, director ejecutivo de Barrick, precisó que la inversión propiciará la creación de 500 puestos de trabajo. La minera canadiense cerró sus oficinas en Buenos Aires
Veladero
Veladero

A partir de la llegada de Marc Bristow como CEO de Barrick Gold a nivel internacional, se renovó la capacidad de exploración. De acuerdo con el director ejecutivo de la compañía para la Argentina y Chile, Marcelo Álvarez, “en el país eso quiere decir que estamos invirtiendo más en descubrir nuevas oportunidades y no solo apuntamos a negocios vinculados con la mina Veladero que operamos en San Juan”, señala a EconoJournal y confirma que el presupuesto de exploración para nuevas áreas se incrementará significativamente.

“Apuntamos a otras opciones de inversión para la compañía en la Argentina. Trabajamos mucho con la asociación que ya tenemos con Shangdon (la firma china que compró la mitad de Veladero y con la que se creó Minera Andina del Sol), pero también estamos abiertos a trabajar con otros inversores u otras compañías”, asevera el directivo.

A partir de la fusión con Randgold Resources en septiembre pasado, Barrick Gold sumó a sus filas gerenciales en el país a Álvarez, quien hasta entonces se desempeñó como Country Manager de la también canadiense Goldcorp. En apenas un cuatrimestre, lo puso al frente de la compañía también en Chile.

Veladero 1
En paralelo, la minera cerró sus oficinas en la ciudad de Buenos Aires y su presencia territorial quedó centrada en la provincia de San Juan, cerca de su única mina en producción en el país, Veladero, y del proyecto binacional Pascua Lama. En cambio, en Chile mantiene su oficina en la ciudad de Santiago además de las oficinas más cercana al proyecto.

Según Marcelo Álvarez, la disposición de las oficinas no tiene relación directa con los intereses de la compañía por cada país, sino que responde a una visión regional del negocio. “Hoy, el mundo está más conectado de modo virtual que territorial. Los equipos de trabajo son más chicos y se viaja continuamente. Es una nueva cultura de negocios”, explica y sostiene que en ese marco “la Argentina es un destino muy importante para la empresa”.

En línea con la visión de la empresa, el directivo sostiene que “el verdadero motor de competitividad en minería es regional y no por país. Seríamos mucho más competitivos a nivel mundial si trabajáramos juntos ambos países en captar inversiones y desarrollar un clúster de proveedores conjunto, en vez de que cada uno trate de competir por sí solo”, indica el ejecutivo que de este lado de la Cordillera detenta hasta fin de año el cargo de presidente de la Cámara Argentina de Empresarios Mineros (CAEM) y su mandato es reconocido por haber introducido en el país el programa internacional “HMS- Hacia una Minería Sustentable”.

“Chile tiene toda la infraestructura y la experiencia que a la Argentina le falta, y la Argentina tiene todo el potencial geológico por explorar, que en Chile empieza a escasear”, plantea Álvarez. “Hay que analizar cuál es la ecuación y ver qué equilibrio se puede alcanzar para que todos ganen, pero eso se da solamente en el marco del diálogo respetuoso, equilibrado y pensando en el bien común”, advierte.

En Chile, Barrick Gold está enfocada en resolver los problemas ambientales y legales que impiden el avance del emprendimiento Pascua Lama, tiene en proceso de cierre a la mina El Indio ubicada en la Región de Coquimbo, donde además desarrolla un proyecto de exploración denominado Alturas, y cuenta además con dos join venture; uno en la producción de la mina Saldívar con Antofagasta Minerals, y otro con Goldcorp para el proyecto Norte Abierto que aún no se inició.

La inversión en Veladero

“La proyección de la vida útil de la mina Veladero tenía previsto que este 2019 sería un año de inflexión. Estamos construyendo la fase seis del proyecto (que tiene nueve fases) con una inversión de US$135 millones de fondos propios de la compañía y de la operación, sin pedir préstamos”, explica Marcelo Álvarez.

Se trata de una obra que ya está en marcha, que sumará más de 500 puestos de trabajo para mitad de este año y que finalizará en 2020. “De esta manera, vamos a poder seguir cumpliendo los planes de producción que tenemos en Veladero; con esta obra ampliamos el valle de lixiviación donde se apila el mineral unas 45 hectáreas”, agrega.

Otro tema clave con el que avanza Veladero es el proyecto Libertadores que prevé la conexión de la mina con el sistema eléctrico de Chile. De acuerdo con la empresa, esto va a mejorar el futuro de la operación al dejar de ser totalmente dependiente de la generación con diésel para todas sus actividades y se pasará a utilizar solo energía eléctrica que será importada desde Chile.

A esta obra también se dedicarán importantes recursos, cercanos a los 40 millones de dólares y con la capacidad de generar 400 puestos de trabajo en su pico de actividad. “Todas estas inversiones nos permiten afianzar el negocio y compensar los vaivenes económicos”, concluye el directivo.

Fuente: Econojournal

Boletín de noticias